Cabecera hamburguesa abierta
Buscar logotipo

Saltar a

Actualmente viendo:

Cómo dormir con el hombro congelado sin dolor

imagen de nuestro escritor Filip Maric

Escrito por Filip

Asesor del sueño

Imagen destacada de cómo dormir con el hombro congelado.

2 mayo 2024 6 min leer

¿Quieres aprender a dormir con un hombro congelado y realmente descansar? ¡Ha llegado al lugar adecuado!

La mayoría de la gente sabe que dormir bien es esencial para sentirse fresco y alerta al día siguiente, pero lo que muchos no saben es que dormir es igual de importante para curar y reparar el cuerpo. Pero, ¿qué pasa cuando no se puede curar porque lo que hay que curar duele demasiado?

¿Cómo dormir con un hombro congelado y recuperarlo al cien por cien cuando el dolor no te deja dormir?

No es fácil, eso se lo aseguramos. Pero, con la orientación adecuada, puedes hacer que funcione. Aquí tienes todo lo que necesitas saber sobre el hombro congelado y cómo dormir con el dolor:

¿Por qué aparece el hombro congelado en primer lugar?

Imagen de un hombre con un hombro congelado recibiendo un masaje

El hombro congelado, también conocido como capsulitis adhesiva, es una afección caracterizada por rigidez y dolor en la articulación del hombro. La amplitud de movimiento del hombro afectado se reduce considerablemente, lo que dificulta la realización de tareas cotidianas como peinarse o meter la mano en un armario.

Pero, ¿cómo ocurre esto? Bueno, su el hombro es una rótula con una cápsula de tejido blando que proporciona soporte y estabilidad. Por lo tanto, si su hombro permanece inmovilizado durante un período prolongado de tiempo, la cápsula del hombro de tejido blando se tensa, por lo tanto su riesgo de desarrollar hombro congelado aumenta. Por eso es tan importante seguir moviéndose aunque le duela el hombro. Si eso es posible.

Por ejemplo, si te estás recuperando de una operación o si has sufrido una lesión en el hombro que requirió escayola, la probabilidad de desarrollar un hombro congelado es mucho mayor, ya que no puedes mover realmente la articulación.

Lo que también resulta intrigante es que el hombro congelado es más frecuente en mujeres que en hombres y suele desarrollarse entre los 40 y los 60 años. Las personas con diabetes o problemas de tiroides también corren un mayor riesgo de desarrollar un hombro congelado.

¿El dolor del hombro congelado empeora por la noche y por qué?

Imagen de una mujer con dolor de hombro.

Si alguna vez ha padecido un hombro congelado, sabrá que el dolor puede ser absolutamente debilitante. Esta afección puede ser increíblemente dolorosa y la rigidez dificulta el movimiento del brazo u hombro afectado, por no hablar de conciliar el sueño y disfrutar de una noche completa de sueño de calidad.

Pero, ¿por qué el dolor parece empeorar por la noche? Existen varias razones por las que puede experimentar un dolor insoportable en el hombro durante la noche.

En primer lugar, al tumbarse disminuye el flujo sanguíneo. Esto puede provocar un aumento del dolor, ya que la los músculos y los tejidos no reciben la sangre rica en oxígeno que necesitan para funcionar correctamente.

Otra razón por la que podrías estar experimentando más dolor de hombro por la noche es por la forma en que estás durmiendo. Si no duerme en posturas que supongan un esfuerzo mínimo para el hombro, es probable que experimente más dolor, lo que alterará la calidad del sueño.

Por último, cabe señalar que el estrés también puede influir en la intensidad del dolor. Cuando estamos estresados, nuestro cuerpo produce más cortisol, la hormona del estrés. Esto puede provocar inflamación y un aumento del dolor.

¿Cuáles son las 3 etapas del hombro congelado?

Desafortunadamente, esto no desaparece de la noche a la mañana.. De hecho, la enfermedad evoluciona por etapas y, para alcanzar la recuperación total, algunos pueden tener que esperar tres o más años.

Si tiene "suerte", se recuperará en aproximadamente un año y medio, pero incluso eso es una recuperación muy lenta.
Así sabrás en qué fase te encuentras.

Dolor y pérdida de movimiento

La primera fase, comúnmente conocida como congelación, suele ser la más dolorosa. La amplitud de movimiento del hombro empieza a disminuir y el dolor se intensifica, dificultando el sueño o la realización de tareas básicas.

Esta fase puede durar entre tres y nueve meses y es sin duda la más dolorosa de las tres.

Menos dolor pero mayor rigidez

La segunda, la fase de congelación, es cuando el dolor empieza a remitir pero la rigidez aumenta. Esto se debe a que la cápsula del hombro y los músculos han empezado a endurecerse y contraerse.

La buena noticia es que durante esta fase no experimentará tanto dolor como en la primera. Sin embargo, el aumento de la rigidez puede dificultar mucho la realización de las tareas cotidianas, ya que la amplitud de movimiento podría verse muy limitada.

Esta fase puede durar entre cuatro y quince meses.

Descongelación

Como se puede deducir por el nombre, la fase de descongelación es cuando el hombro empieza a "descongelarse" y la amplitud de movimiento empieza a mejorar gradualmente.

Esta es sin duda la etapa más bienvenida, ya que señala el principio del fin. Sin embargo, aunque el dolor y la rigidez mejoren, es posible que siga experimentando algunas molestias leves y una pérdida de fuerza en el hombro.

En cuanto a la duración, depende. Puede durar unos cinco meses, pero también más de dos años.

¿Cuáles son los síntomas de un hombro congelado?

En cuanto a los síntomas, realmente no hay muchos. Pero son más que perceptibles.

Dolor

Imagen de una persona mayor con dolor de hombro.

Para empezar, el dolor es el síntoma más común. Y puede ser insoportable. El dolor suele describirse como un dolor sordo que empeora con el movimiento, pero también durante la noche.

También puede irradiarse hacia el brazo e incluso dificultar la realización de las tareas más sencillas y menos exigentes para el hombro.

Rigidez

El segundo síntoma es la rigidez. Este es probablemente uno de los síntomas más frustrantes, porque puede dificultar la realización de las actividades que te gustan, ya sea hacer deporte, salir a correr o simplemente coger unas galletas de una estantería.

Debilidad

Una mujer enferma con problemas de garganta.

Por último, pero no por ello menos importante, es posible que experimentes cierta debilidad en el hombro. Esto se nota especialmente al intentar levantar el brazo por encima de la cabeza o levantar algo.

Aparte de eso, no hay otros síntomas. Pero, estos tres son más que suficientes para hacer la vida bastante difícil.

¿Cómo afecta el hombro congelado al sueño?

Sabemos que un hombro congelado puede afectar a la capacidad para realizar las tareas cotidianas, pero ¿cómo afecta al sueño?

Para empezar, el dolor y la rigidez pueden dificultar la conciliación del sueño. La rigidez también puede dificultar encontrar una postura cómoda para dormir. Y el dolor... bueno, duele. Y, aunque consigas dormirte cómodamente, es muy probable que el dolor te despierte en algún momento de la noche.

Lo peor de toda esta lucha es que no dormir lo suficiente puede empeorar el dolor y la rigidez. Esto se debe a que cuando no duermes lo suficiente, tu cuerpo no tiene la oportunidad de reparar y sanar los tejidos dañados.

Así que, no sólo un hombro congelado está afectando a su sueño, sino que la falta de sueño también está prolongando y exacerbando los síntomas. No es lo ideal, ¿eh?

¿Cómo dormir con un hombro congelado y dormir lo suficiente?

Sabemos que el párrafo anterior te ha asustado, pero no pierdas la esperanza. Hay cosas que puedes hacer para aliviar el dolor y dormir cómodamente.

Someterse a fisioterapia

Imagen de un quiropráctico realizando una fisioterapia.

Su médico o fisioterapeuta puede ayudarle a elaborar un plan de fisioterapia para aliviar el dolor y mejorar la amplitud de movimiento.

Esto implicará probablemente algunos ejercicios y estiramientos específicamente diseñados para esta afección. El camino puede ser largo, pero será eficaz.

Masaje en los hombros

Una imagen de un fisioterapeuta masajeando a una mujer.

Aparte de la terapia, otra cosa que puede ayudar es un masaje en el hombro. Esto le ayudará a aliviar el dolor y a mejorar su amplitud de movimiento.

Si no puedes permitirte un masaje regular, puedes pedirle a un amigo o familiar que te ayude.

Descansar el hombro a lo largo del día

Imagen de un joven durmiendo en un sofá con un bebé.

Aunque el movimiento es necesario, en exceso puede empeorar el dolor y la rigidez.. Por lo tanto, asegúrate de hacer pausas a lo largo del día y descansar el hombro todo lo posible.

Deja el movimiento para la fisioterapia y no realices ninguna actividad extenuante. Y, si es necesario, ponte una hombrera para inmovilizar el hombro y darle un respiro.

Haz estiramientos ligeros

una mujer estirándose

Como acabamos de mencionar, el movimiento es necesario para aliviar el dolor y mejorar la amplitud de movimiento..

Pero esto no significa que debas ir a por todas. Empieza despacio con estiramientos suaves y haz sólo lo que no te duela. Después de un tiempo, notarás los resultados.

Considerar los antiinflamatorios

Imagen de un paciente mayor sosteniendo un medicamento para la enfermedad de Parkinson.

A menudo se inyectan corticosteroides en la articulación del hombro para aliviar el dolor, especialmente en las primeras fases..

Sin embargo, esto no funciona para todo el mundo y definitivamente no es una solución de tratamiento a largo plazo. Si tienes mucho dolor, los antiinflamatorios de venta libre pueden ayudarte a aliviar las molestias.

Garantizar un apoyo adecuado del cuello y la cabeza

Una joven en la cama

Una almohada será tu mejor amiga durante este tiempo. Asegúrate de elegir uno que sujete bien el cuello y la cabeza.

Esto le ayudará a mantener la cabeza, el cuello y los hombros en la posición óptima y evitará que se agraven los síntomas.

Consigue una almohada corporal

Una imagen de un hombre abrazando una almohada para respirar.

Una almohada corporal también te ayudará. La alineación de todo el cuerpo que proporciona la almohada corporal es importante para dormir bien, sobre todo si se duerme de lado.

Lo que también puedes hacer es poner la almohada detrás o a tu lado para no acabar rodando sobre la articulación afectada.

Dormir de lado o boca arriba

una mujer durmiendo con un antifaz en la espalda

Cuando se trata de un hombro congelado, las posturas al dormir son importantes. La mejor posición para dormir es boca arriba con una almohada junto al brazo del lado afectado.

Esto ayudará a mantener el hombro en una posición neutra y evitará que se gire hacia el lado afectado durante la noche.

Si dormir boca arriba no es una opción, prueba a dormir de lado (posición lateral) sobre el hombro opuesto. Asegúrate de que dormir en un colchón cómodo y blando para aliviar la mayor presión posible.

Utilice una almohadilla térmica/manta eléctrica para calentar la articulación del hombro

Imagen de una manta eléctrica doblada.

El calor es definitivamente tu amigo aquí. Aunque normalmente no se recomienda calentar las articulaciones inflamadas (o un hombro dolorido), en este caso es realmente beneficioso.

Tanto si utilizas una almohadilla eléctrica (preferiblemente con temporizador para que se apague al cabo de un rato) como una toalla húmeda caliente, el calor aliviará el dolor al relajar los músculos y los tejidos blandos.

No dormir sobre el hombro afectado

Haga lo que haga, no se gire hacia el lado afectado durante la noche. Sabemos que es más fácil decirlo que hacerlo, pero créanos, esto sólo agravará el dolor, retrasará la recuperación y le dificultará dormir bien.

Evitar dormir boca abajo

Cuando duermes boca abajo, los hombros quedan hacia dentro y hacia arriba. Esa no es la posición óptima, ni siquiera para una articulación del hombro sana. Por lo tanto, si usted está tratando con un hombro congelado, esta posición es definitivamente un no-noya que sólo empeorará el dolor.

¿Cuánto dura por término medio el hombro congelado?

Como hemos dicho, esta situación no acabará rápidamente. De hecho, los síntomas pueden tardar hasta dos años en desaparecer por completo.

En algunos casos, podría conseguir una recuperación total en 15 meses, pero al mismo tiempo, podría acabar con rigidez y dolor residuales durante más de tres o incluso cuatro años.

Conclusión

Como hemos aprendido, un hombro congelado puede doler mucho. Y puede durar incluso más, dependiendo de cada persona y de la fase en que se encuentre. Aunque no existe una solución única para todos los casos, seguir los consejos que hemos descrito debería ayudarte a dormir mejor a pesar de esta irritante afección y, tal vez, incluso a acelerar tu recuperación.

¡Y ahora ya sabes cómo dormir con un hombro congelado! ¿Nos hemos dejado algún consejo importante? ¿Cuál es tu experiencia durmiendo con un hombro congelado? Háznoslo saber en los comentarios.

Comentarios (0)

Aún no hay comentarios

Entradas relacionadas

Consejos para conciliar el sueño

Imagen destacada de la reseña de la almohada Silentnight Anti Snore.
02 mayo 2024

Reseña de la almohada antirronquidos Silentnight

En pocas palabras, utilizaríamos la almohada Silentnight Anti Ronquidos para reducir los ronquidos. Dado que los ronquidos suelen producirse debido a la obstrucción de las vías respiratorias, dormir...
Imagen destacada de cómo dormir con la nariz tapada.
02 mayo 2024

¿Cómo dormir con la nariz tapada?

Lo primero es hablar de las causas. La congestión nasal no surge de la nada, aunque pueda parecerlo...
¡No se lo pierda!
Reciba las últimas críticas, ofertas especiales, novedades y mucho más...
[instagram-feed feed=1]
Botón Cerrar

¡No se lo pierda!

Reciba las últimas críticas, ofertas especiales, novedades y mucho más...

Al enviar este formulario, usted se inscribe en nuestras listas de correo.
Consulte nuestro política de privacidad.

Este campo tiene fines de validación y no debe modificarse.

es_ESEspañol